Facebooktwittergoogle_plusmailFacebooktwittergoogle_plusmail

Hoy 27 de Enero, día 30 del Calendario Lunar, es un día sagrado y auspicioso para orar y rendir homenaje al Buda Shakyamuni.

 

Las Cuatro Nobles Verdades (Base de todas las enseñanzas Budistas)

 

El Buda enseñó las Cuatro Nobles Verdades que son: la Verdad del Sufrimiento, la Verdad del Origen del Sufrimiento, la Verdad del camino que conduce al Cese del Sufrimiento y la Verdad de la Cesación del Sufrimiento.

 

“Ahora, esta es la noble verdad acerca del sufrimiento: El nacimiento viene con dolor, la decadencia es dolorosa y la muerte es dolorosa. La unión con lo desagradable es dolorosa; doloroso es separarse de lo que es agradable; y cualquier antojo que no es  satisfecho, eso también es doloroso. En resumen: las condiciones corporales que brotan del apego son dolorosas. Esta es la noble verdad que concierne al sufrimiento”.

 

Cuando el Buda expuso sobre la Verdad del Sufrimiento, declaró que el sufrimiento debe ser visto a través de la lente de la sabiduría. Los seres ordinarios no son capaces de ver la verdadera naturaleza del sufrimiento y, por lo tanto, son atormentados por el sufrimiento una y otra vez. Ellos no tienen la visión correcta para ver la Verdad del Sufrimiento, que se referencía en los tres tipos de sufrimiento: el sufrimiento de dolor, el sufrimiento del cambio y el sufrimiento generalizado agravado.

Todos los seres humanos experimentan las cuatro corrientes de sufrimiento de una manera u otra, siendo las cuatro corrientes: el sufrimiento del nacimiento, la vejez, la enfermedad y la muerte. Los dioses experimentan el sufrimiento de saber la fecha de su muerte en el último momento y ver el sufrimiento inimaginable de los reinos inferiores en los que van a renacer. Los semidioses sufren sin cesar debido a las luchas y los celos. Los animales sufren por ser mudos y ser objeto de explotación. Los fantasmas hambrientos sufren de hambre y sed. Los seres del infierno sufren de calor extremo y frío amargo, junto con otras numerosas agonías.

 

“Ahora, esta es la noble verdad sobre el origen del sufrimiento: en verdad, es el deseo quien causa que se renueve la existencia, acompañado de la voluptuosidad, buscando la satisfacción del deseo ahora aquí, ahora allá, el deseo por la gratificación de las pasiones, el ansia de una vida futura, y el ansia de felicidad en esta vida. Esta es la noble verdad sobre el origen del sufrimiento “.

 

Todos los seres sintientes reconocen la existencia del sufrimiento, pero la mayoría viven en la ignorancia de cual es su  causa y no saben cómo aliviarlo. Es por esto que el Buda enseñó la Verdad del Origen del sufrimiento.

Si uno sabe sobre el sufrimiento y comprende por qué tenemos que sufrir, entonces uno es capaz de abandonar la raíz de su causa, que es la ignorancia que conduce al apego y la ira. Uno tiene que practicar el Camino.

“Ahora, esta es la noble verdad sobre la destrucción del sufrimiento. En Verdad, es la destrucción, en la que ninguna pasión permanece, de esta misma sed. Es dejarla a un lado, ¡estar libre de esta sed!. Esta es la noble verdad sobre la destrucción del sufrimiento”.

 

La tercera línea de la enseñanza es la Verdad del Camino. La Verdad del Camino tiene cuatro características: el camino, la conciencia, el logro de la libertad definitiva y la práctica de los ocho abandonos (condensado como) la ignorancia, el deseo, la ira, el orgullo, la duda, la avaricia, los celos y el punto de vista equivocado.

“Ahora, esta es la noble verdad sobre el camino que lleva a la destrucción de la tristeza: en Verdad es este noble camino óctuple; es decir, el punto de vista correcto; aspiraciones correctas; habla correcta; comportamiento correcto; sustento correcto; esfuerzo correcto; pensamientos correctos; contemplación correcta. Esta es la noble verdad sobre la destrucción de la tristeza “.

 

La última línea, la Verdad de la Cesación, es el fruto de practicar el Camino. Es el desarrollo consciente que se produce a través de la práctica del Camino, lo que conduce a la purificación de todos los karmas e ilusiones vanas. El sufrimiento debe ser considerado como un padecimiento cuya causa raíz necesita ser extraída como si fuera un veneno, y el camino como la medicina que necesita ser administrada. Sólo entonces se puede lograr la cesación.

 

El Buda dijo: “La gente se aferra a sus posesiones mundanas y pasiones egoístas tan ciegamente como para sacrificar su propia vida por ellos. Son como un niño que intenta comer un poco de miel untada en el filo del cuchillo. La cantidad no es de ninguna manera suficiente para apaciguar su apetito pero, aun así, se arriesga a herir la lengua “.

 

Mantra de Buda Shakyamuni

Tayatha Om Muni Muni Maha Muni Ye Svaha

 

 

 “Que todos los méritos acumulados por recitar este mantra puedan revertir en beneficio de todos los seres sintientes”. 

Buscador

ESCOLA
DE L'ÉSSER
Centre de  Teràpia i Meditació

Logo Escola de l'Ésser

Rda. General Mitre 230, pral 1a.
08006 BARCELONA
Tel. 932375289

Ús de cookies

Aquest lloc web fa ús de cookies per tal d'oferir una millor experiència d'usuari. Si continueu navegant, considerarem que n'accepteu l'ús. Podeu obtenir més informació consultant la nostra política de cookies.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para ofrecer una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de su uso. Puede obtener más información consultando nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies