Retiros realizados

«Los cuatro inconmensurables»

Los retiros de este otoño del Maestro Xavier Puigdevall giraran alrededor de los Cuatro Inconmensurables, las cuatro actitudes sublimes que nos permitirán profundizar amorosamente en una espiritualidad orientada a dar respuestas concretas a un sufrimiento palpable. Cuatro actitudes sublimes, cuatro auténticos pilares sobre los cuales ir edificando una casa interior que nos cobija y que nos permite respirar el espacio donde reina un amor alegre, compasivo y ecuánime. Un retiro para respirar este espacio de gozo.

El mundo está enfermo: la meditación es el auténtico antídoto.

«El saber limpio y pulcro»

Un retiro para depurar de raíz todos los obstáculos de nuestro camino espiritual. A hacer una buena limpieza. Cuando la casa queda vacía, el ego tiembla y es entonces cuando la luz del Maestro resulta absolutamente necesaria para guiarnos y comprender, sin saber quien comprende ni como, el verdadero significado de la compasión.

Cada meditación, cada gesto cotidiano, cada exhalación de este retiro es una opción para dejarse ser, para deshacer. Porque no hay nada que hacer. Y sí mucho a deshacer para así, por fin, florecer en una luminosidad limpia y pulcra.

«La bondad, un hábito a cultivar»

El Maestro te enseña a volver al origen, aquel espacio donde puedes catar una originalidad genuina común que te vincula con todo aquello que te rodea. Una bondad desde donde puedes mirar todo lo que te rodea con un amor puro y entender algo bien sencillo y a la vez profundo: todo, absolutamente todo, es expresión de un vacío esencial y generosamente compasivo. Un viaje meditativo para adentrarte y fundirte con esta vacuidad donde todo se disuelve.
Ver la sonrisa del Maestro y sonreír. Y ser esa sonrisa sin saber quien sonríe. ¡Y descansar!

 Retiro de Meditación (II)
«Simplemente, un paso más guiado por el maestro»

Enriquecer, fortalecer y profundizar la práctica meditativa es el propósito del retiro. Es, de hecho, el camino para irnos impregnando con firmeza y sin esfuerzo de una actitud que nos acerca a una paz llena de gozo. Una auténtica comunión con el Maestro y con nuestro ser interior.
Reposar en paz y dejar que lo que es, sea. Y así revivir con mayor profundidad el goce de percibir sin lugar a dudas que todos somos uno.

Retiro de Meditación (I) «Todos somos uno»

El placer de sentarse relajados como una montaña, dejando que la respiración repose como un océano, y poder escuchar y ser escuchado por el Maestro después de su retiro en Nepal es una oportunidad para refrescar el alma. El simple hecho de poder presenciar como el Maestro desgrana su experiencia servirá de guía para que sus discípulos revisen amorosamente sus compromisos individuales, sus dificultades así como sus logros y descubrimientos.